Conozca Sus Derechos

1060_x_250_lady_with_grapes_and_old_man_field_fotos.png

TODOS TENEMOS DERECHOS

NO IMPORTA SU ESTATUS DE INMIGRACION

Llame a nuestro número gratuito: 1-877-881-8281

 

16298506_10154255143201765_3570578294680554192_n.png

 


 

Si Es Arrestado Por ICE:

  • NO conteste a ninguna pregunta. No les diga nada sobre dónde nació ni cómo entró a los Estados Unidos

  • NO muestre ningún documento, a menos que sea una carta de un abogado. NO muestre documentos falsos

  • NO firme nada, particularmente una orden de ‘salida voluntaria’ sin hablar con un abogado.

  • Dígale al oficial de Inmigración que usted quiere su audiencia en la corte de Inmigración más cercana a usted para que no le transfieran su caso.


 

Si ICE Llega A Su Casa:

  • NO abra la puerta, Es su derecho

  • Pida un orden de cateo:  Si el oficial no se la muestra, usted no tiene que abrir la puerta.

  • NO firme nada, particularmente un orden de “salida voluntaria” sin hablar con un abogado.

  • NO conteste a las preguntas del oficial.

  • NOles diga nada sobre dónde nació ni cómo entró a los EEUU.

  • NO muestre ningún documento si no le muestran la orden de cateo.

  • NO permita que el oficial entre a su casa. Si le invita entrar, perderá algunos de sus derechos.


 

Si ICE Llega a Su Trabajo:

  • NO se ponga nervioso.

  • NO hay que correr. Es mejor que mantenga calma.

  • Es posible salir de la redada si tranquilamente procede fuera de la área que la migra está ocupando.

  • Si no le dejan salir:

    • No conteste ninguna pregunta que los oficiales le hagan.

    • No les diga nada sobre dónde nació ni cómo entró a los EEUU.

    • No firme nada, particularmente un orden de “salida voluntaria” sin hablar con un abogado.


 

Mas Detalles...

En La Casa:

Si la Inmigración llega a su casa y está tocando en su puerta, Ud. no está obligado abrir la puerta. Por lo general, la Inmigración necesita “un orden de cateo” o “un orden de arresto” con su nombre y dirección escritos encima para tener el derecho de entrar a su casa. Una “orden de cateo” es una orden de un juez que les da permiso para entrar a su casa. Una “orden de arresto” es una orden de un juez que les da permiso para arrestar a alguien. Si no tienen una orden, Ud. no tiene que dejarlos entrar. Si tienen la orden y entran a su casa, Ud. todavía tiene el derecho de permanecer callado. Esto quiere decir que no está obligado a contestar las preguntas de los oficiales de la Inmigración. Puede decir solamente que no quiere hablar o que quiere hablar con su abogado.

¡OJO! La Inmigración puede entrar si Ud. o alguien en la casa les da permiso. Si nadie les da permiso, ellos necesitan un orden de cateo, a menos que se den cuenta que un crimen esta ocurriendo en ese momento.

En La Calle:  

Si un oficial de la Inmigración empieza a hacerle preguntas en la calle, o en otro lugar público como un parque, Ud. no se tiene que parar y puede seguir caminando. La Inmigración no tiene el derecho de detenerlo sin darle una buena razón. Un ejemplo de una buena razón es si Ud. está saliendo de un lugar donde anteriormente han encontrado muchos trabajadores indocumentados. Afuera de eso, no pueden detenerlo solamente por su aspecto latino o porque uno tiene acento. Éstas no son buenas razones. Recuérdese que Ud. tiene el derecho de quedarse callado. !No corra! Si Ud. corre, esto es una buena razón para detenerlo.

En El Trabajo:  

La Inmigración puede entrar a las áreas abiertas al público de su trabajo. Esto quiere decir que puede entrar a lugares como el área de recepción. Para poder entrar a lugares que no están abiertos al público, necesitan traer una orden de cateo o el permiso del patrón o el dueño. Si la inmigración entra a su trabajo con o sin una orden, usted siempre tiene el derecho de no hablar.

En Su Carro:

La Inmigración necesita una buena razón para detenerlo y buscar dentro de su carro. Si la Inmigración tiene una buena razón (por ejemplo, si se fijan que hay drogas en el carro), pueden investigar su carro sin una orden de cateo oficial. Si esta detenido por la policía, no tiene que enseñar ningún documento aparte de su licencia y el registro del carro. La policía, no debe hacerles preguntas acerca su residencia legal en este país. Acuérdese que siempre tiene el derecho de no decir nada.

En La Frontera:  

Sus derechos en la frontera son distintos. “La frontera” incluye no solamente la línea entre Los EEUU y México, pero también los aeropuertos y las áreas que están cerca de la frontera. En estos lugares, tiene que comprobar que tiene permiso de estar en los Estados Unidos, o la Inmigración puede detenerlo para hacerle más preguntas. También pueden detenerlo o investigar sus bolsas sin una orden pero todavía usted tiene el derecho de no hablar.


Que Sucede Si La Inmigración lo Detiene En cualquiera de estas situaciones?

Es posible que la Inmigración pueda detenerlo. Si esto ocurre, no debe olvidar que usted tiene derechos para protegerse. Sin embargo, es muy probable que la Inmigración no le dé información sobre sus derechos. Casi siempre, la Inmigración le hace preguntas para obtener información acerca de su residencia legal. Si la Inmigración puede conseguir ésta información de una manera legal, la pueden usar para deportarlo. En la mayoría de los casos, la Inmigración consigue la información necesaria para deportar a la gente por medio de ellos mismos cuando contestan las preguntas. Por eso es muy importante no contestar las preguntas hasta después de hablar con un abogado. Todos tienen el derecho de mantener el silencio si están detenidos por la Inmigración y no tienen residencia legal. Muchas veces la Inmigración le manda que firme un orden de “salida voluntaria.” Por lo general, firmando este papel lo deja obligado a salir de los EEUU inmediatamente. Es posible también que la Inmigración trate de convencerlo que firme una confesión diciendo que usted estaba usando documentos falsificados, como una falsa tarjeta verde, pasaporte, partida de nacimiento, certificado de ciudadanía, o tarjeta de seguro social. No debe firmar nada sin primero hablar con un abogado. Firmando ésto  puede tener consecuencias muy graves y puede resultar en su deportación de los EEUU sin recursos ningunos para poder regresar.


Su Derecho de Tener una Audiencia ante un Juez:

La mayoría de las personas que están detenidas por la Inmigración dentro de los EEUU tienen derecho a pedir una audiencia ante un juez. En la mayoría de los casos, la inmigración no puede deportar sin darle la oportunidad de tener la audiencia ante un juez. Una audiencia es muy importante para que una persona pueda tener una posibilidad de calificar para quedarse en los EEUU.


Esta Informacion Fue Posible Gracias a El Centro de Recursos Para Los Inmigrantes (ILRC): https://www.ilrc.org/sites/default/files/resources/kyr_spanish.pdf